Bebés, niños y mascotas II

Valora este artículo
[Total: 21    Average: 4.7/5]

alergias en niños y bebés, animales de compañía para niños, animales domésticos y niñosEligiendo mascota, los mejores animales para convivir con niños pequeños

Si estáis pensando en comprar un animal de compañía, debéis valorar las necesidades de cada uno de ellos, la edad de los niños y el tipo de mascota que buscáis. Algunas, como los perros, requieren de muchos cuidados y no todas las familias son capaces de asumir esa responsabilidad. Otras, como los pájaros o los peces permiten poca interacción o juego. Lo mejor es informarse bien antes de adquirir cualquier animal y no actuar impulsivamente.

  • Perros: es el amigo perfecto para un niño de más de cinco o seis años. Aunque los más pequeños también pueden beneficiarse de su compañía, no podemos esperar que nos ayuden a cuidarlo. Si lo que buscamos es que nuestro hijo se responsabilice de su mascota, es mejor comprar un perro cuando sean más mayorcitos. Los perros son animales muy sociables, a los que les encanta jugar y estar activos, lo que estimula enormemente a los niños y les aleja del sedentarismo. En general se recomiendan razas grandes, pues son menos frágiles y les suele gustar más jugar con niños, como el Golden Retriever, el Labrador y el Bóxer.

 

  • Gatos: los gatos tienen la ventaja de ser animales más independientes y requieren menos cuidados. Sin embargo, suelen tener menos paciencia con los niños y pueden llegar a arañar cuando se les molesta demasiado. No son una mala mascota para nuestros hijos, pero es importante que les enseñemos a respetar su espacio y a tratarlos con delicadeza.

 

  • Pequeños mamíferos: conejos, hámsteres, jerbos y cobayas. Al estar en jaulas, el espacio que ocupan es menor y la limpieza es mucho más rápida. Son fáciles de cuidar y los niños pueden jugar con ellos, acariciarlos y manipularlos, aunque con cuidado, pues son animales más frágiles.

 

  • Pájaros, peces y reptiles: aunque son muy fáciles de mantener y cuidar, jugar con ellos es casi imposible. Los niños tendrán que limitarse a observarlos y a cuidarlos, algo que también puede ser muy educativo.

Más info: Bebés, niños y mascotas I

 

¿Tienes dudas? Compra una consulta online y uno de nuestros pediatras te llamará inmediatamente.

COMPARTE ESTE ARTÍCULO