Cómo utilizar el chupete en bebés y niños

Valora este artículo
[Total: 25    Average: 4.5/5]

chupete bueno o malo para los niños, hace falta el chupete, Sueño del niño, sueño del niño con chupete, uso del chupete y lactancia materna, ventajas y riesgos del chupete, verdades y mentiras del chupete

Tu bebé, probablemente, no se separará de él durante su primer año. Pero las ventajas del chupete, se convierten en inconvenientes si su uso se prolonga demasiado…

 

Lo bueno del chupete

Chupar le trae muchas satisfacciones a tu pequeño: le entretiene, le consuela, le ayuda a dormirse. Se convierte en un objeto afectivo, que le conforta y evita que el bebé coma demasiado si se alimenta por biberón, pues así sacia su instinto de succión sin tomar leche de más. Los niños prematuros se habitúan más fácilmente a la alimentación oral tras la alimentación por sonda si lo utilizan.

 

Lo malo del chupete
Si el niño lo utiliza en exceso o más allá de los dos años, el chupete puede provocar deformaciones en el paladar y problemas dentales. Las consecuencias podrían ser una mal oclusión de la boca, por una incorrecta posición de los dientes o por malformaciones en la mandíbula.
Su uso se ha relacionado con la otitis infantil. La succión continua facilita el paso de los gérmenes de la boca al oído.
La excesiva dependencia del chupete durante el tercer año de vida, puede además, dificultar sus relaciones con otros niños e incluso, retrasar el aprendizaje del lenguaje.

 

Consejos:

  • Para que no interfiera en la lactancia materna, espera a ofrecérselo hasta que tu secreción láctea esté regulada.
  • Elige un chupete de acuerdo a su edad. La tetina ha de ser de caucho si tu hijo ya tiene dientes; el disco rígido para impedir que pueda metérselo en la boca, y la anilla debe tener al menos 14 mm de diámetro.
  • Si no quieres que tu hijo pierda su chupete, no se lo cuelgues al cuello con una cadena. Emplea unas pinzas para enganchárselo a la ropa. No es bueno habituarle a llevarlo siempre colgando, si está contento es mejor que no lo tenga a la vista.
  • Hasta que cumpla seis meses, esterilízalo con frecuencia. Si se mancha, no lo limpies metiéndolo en tu boca. Mejor lávalo bajo el grifo.
  • Cambia el chupete en cuanto esté deteriorado; si se rompe, el bebé podría atragantarse con algún trocito.

 

Como suprimir el chupete
A partir del año, la necesidad y el placer de chupar disminuyen. Sus manos van sustituyendo a la boca como órgano táctil y el chupete va perdiendo interés para muchos bebés. Para algunos, la separación puede costar más, sobre todo si lo has acostumbrado a utilizarlo habitualmente, por eso, es importante ir poniendo límites a su uso. Ves reservando el chupete para los momentos especiales como la hora de dormir, (el chupete no sale de la cuna) o cuando esté intranquilo (enfermo o le tengan que poner vacunas). Hacia los dos años, trata de hacerle ver que ya es mayor para usar chupete, enséñale las ventajas de ser mayor, eso puede motivarle a tirarlo voluntariamente. Si se resiste a despedirse de él, no le riñas, espera y aprovecha algún momento especial, que se lo regale a otro bebe o cámbiaselo por algo que le guste mucho, si luego lo reclama, se consecuente y recuérdale que lo ha regalado o tirado y consuélalo distrayéndolo con otra cosa.

 

¿Tienes dudas? Compra una consulta online y uno de nuestros pediatras te llamará inmediatamente.

Si te ha gustado, COMPARTE, ayudanos a crecer, gracias!!!

Cómo utilizar el chupete en bebés y niños on 25 septiembre, 2015 rated 5.0 of 5