El moco espeso en niños y bebés

Valora este artículo
[Total: 220    Average: 4.5/5]

aspiracion nasal en bebes y niños, bebes, catarros en los niños, dolor de oido en bebes y niños, lavados nasales en bebes y niños, mocos en los niños, mocos espesos, niños, vegetacionesEl moco espeso en niños y bebés. Los niños casi siempre tienen mocos, por eso se les llama mocosos. ¿Qué hacer con los mocos espesos, porqué aparecen y cómo tratarlos?

Los bebés y niños en sus tres primeros años de vida siempre tienen mocos.

Unas veces los mocos son claros y otras son mocos espesos. Lo habitual es que los espesos aparezcan cuando los claros se espesan. Eso ocurre durante el catarro, por las mañanas y al final del proceso catarral.

Cuando los bebés y niños están acatarrados, por las noches al estar tumbados los mocos se quedan en la nariz, se secan y se espesan. Por las mañanas como va circulando, el moco no tiene tiempo para espesarse. También al final del catarro la producción es menos abundante, no sale con tanta velocidad y va espesándose.

El moco claro lo tratamos con antihistamínicos, para disminuir su producción y el moco espeso lo tratamos con lavados nasales y aspiración.

 

Vamos a explicar la técnica de ambas cosas:

  • Lavado nasal. Tumbamos al niño o bebé de lado y aplicamos por el orificio nasal que queda arriba el suero fisiológico o agua marina, se recomiendan los sprays o jeringuilla pues estos están clasificados por edades y la presión que se realiza está regulada por edades. Con la jeringuilla es fácil excederse en la presión y causar lesiones. Luego se le tumba del otro lado y se repite la operación.
  • Aspiración nasal. Tras el lavado y solo si se ve moco asomando, se puede aspirar para sacarlo, si no se ve él moco no es necesario aspirar. Las aspiraciones excesivas empeoran la congestión nasal.

 

Cuando no están recomendados los lavados nasales:

  • Si un niño se suena bien, no hace falta lavar y aspirar, quizá si humedecer un poco.
  • En ocasiones el moco está en la garganta y al toser sale moco espeso, pero si hacemos un lavado no sirve de nada pues el problema está en las vegetaciones (adenoides) y en ese caso los lavados de nariz no tienen utilidad ninguna.
  • Tampoco lo están en el caso de dolor de oído, ya que en ese caso pueden resultar especialmente molestos e incluso dolorosos.

 

¿Tienes dudas? Compra una consulta y uno de nuestros pediatras te llamará inmediatamente.