Cómo dar de mamar a tu bebé

Valora este artículo
[Total: 29    Average: 4.1/5]

alimentación-y-nutrición-bebé-eructo-hidratación-Lactancia-materna-lactante-lavarse-leche-pezoneras-recien-nacido-sacaleches-300x200

Cómo dar de mamar a tu bebé

Para asegurarte de que se alimenta bien, cada vez que amamantes a tu bebé pónle de 10–15 minutos en cada mama.

Puede llevar unas semanas aprender a amamantarle (darle pecho) y cada vez será más fácil.

 

Sigue los siguientes pasos para facilitar el inicio para tu bebé y para ti:

  • Acerca el bebé a tu pecho.
  • Acomódate de manera que no tengas que esforzarte con el cuello o los músculos de la espalda.
  • Pon almohadas debajo del bebé para tener un mejor apoyo y no tensar sus músculos.
  • Mantén el bebé al nivel de tus mamas. No dejes que se baje mientras le alimentas.
  • Pon al bebé de manera que su estómago y el tuyo se toquen de forma que la boca del bebé pueda abarcar toda la aureola mamaria y que los orificios nasales quedan libres para permitir la respiración.
  • Recuerda mantener la cabeza del bebé ligeramente levantada y ofrécele el pecho.
  • Sostén el pecho con el pulgar por encima y los demás dedos por debajo.
  • Roza el pezón contra el labio inferior del bebé. Cuando el bebé abra la boca, acércale al pecho.
  • Comienza a amamantarle.
  • Asegúrate de que la lengua del bebé está debajo de tu pezón. Así evitarás
    dolores. La boca del bebé debería cubrir casi toda la parte que rodea
    el pezón (la areola).
  • Separa la boca del pezón.

 

Hacer eructar a tu bebé

  • Haz eructar al bebé cuando cambie de lado y cuando termine de comer.
  • Puedes hacerlo eructar sentado mientras tu le sostienes la mandíbula, acostado boca abajo sobre tu regazo o con el estómago del bebé contra tu hombro.

La lactancia no es fácil, estamos acostumbrados a ver las cosas y cuesta alimentar a un bebé sin saber exactamente lo que come. Puede crear mucha ansiedad a los padres, sobre todo si el niño llora, ¿Será suficiente?
No utilizar sacaleches, pezoneras,…etc. si no es estrictamente necesario, una de las ventajas de la lactancia es la no manipulación del alimento del bebé.
Lavarse, e hidratar el pezón es suficiente. La lactancia es muy gratificante y te ayuda a crear vínculos con tu hijo.

 

¿Tienes dudas? Compra una video consulta y uno de nuestros pediatras te llamará inmediatamente.